Hora de hacer traslado

¡Buenas calcetineros!
Hoy haré una de esa mini-entradas para comentar cuatro cosas de la gala.

1. La carpeta de Suso aburre hasta a los muertos

Empezó la gala con trama carpeteril. Más concretemente al trama se Suso con Aurah. Independientemente de que podamos pensar que es más falsa que un duro sevillano, el gran problema de esta carpeta es que es tremendamente aburrida. Se han instalado en una especie de movimiento cíclico de besarse, enfadarse, reconciliarse en un bucle infinito. Ya es que ni los brotes de Suso, mostrando lo peor de la celopatía, sorprenden. Susaurah es un coñazo, aquí y en la China Popular.

2. El Gran Pantojo muestra signos de agotamiento

Si hablara por mí, diría lo mismo que sobre Susaurah, que aburre a los muertos. Pero entiendo que puede haber gente que quiera cerrar ese círculo con tantos actores implicados. Pero lo que pasa es que todos dicen lo mismo. Chabelita, que no es precisamente la alegría de la huerta, pasa por los programas con una eterna actitud de «¡Pff, que se acabe ya esto!», Omar intenta ser medio graciosa y da para lo que da un cantante de Trap y Techi… es Techi. Ellos mismo se enredan en su propia palabrería.
Hay que decir que este humilde cronista lamenta mucho la pérdida de Techi, kamikaze donde las haya. Aunque entre las opciones su expulsión estaba cantada siempre da rabia que sigan vegetando por Guadalix Dareks y Makokes y perder a un pura raza como ella. Y mira por dónde que Garó nos echó una mano. Lo veremos luego.

3. Mónica y Miriam son la pareja imprescindible de la casa.

Después de una hora de gala realmente aburrida, el peor arranque de esta temporada, hemos llegado por fin a lo molar, a LA TRAMA. Los continuos escarceos entre Miriam y Mónica a mí me parecen pura fantasía, Miriam soltando puyitas, Mónica rabiando… Seguramente la mayoría apoyaréis a la primera pero a Mónica no se le puede negar que es real, que lo tiene muy adentro y que su rabia hacia Miriam lleva instalada en su interior por años y que aflora a las primeras de cambio.

4. Esto es un juego y hay que jugarlo.

Ante una nominación que se avecinaba que acabaría con un Verdeliss-Koala-Miriam he leído muchas cosas de apreciados compadres en tuitah. Una, que las nominaciones deben de ser en el confesionario, cosa que suscribo totalmente y que venimos clamando ante los oídos sordos de la parte contratante. Otra, que también suscribo, es que se deberían abrir nominaciones en positivo para que salgan los que se esconden, cosa de la que también a la parte contratante le entra por un oído y le sale por el otro. Y una tercera de la que ya tengo mis dudas y es que se debería nominar «diferente». Es decir, como ha pasado en otras ocasiones, con bolas con diferentes puntos, con puertas, etc. Yo eso tampoco lo veo tan bien, sobre todo si es coyuntural porque en esta nominación nos van a nominar a «los nuestros». Esto es un juego y hay que jugarlo y si «los nuestros» son 3 personas son 9 votos que tienen para sindicarlos  y subir a uno de los otros. Y aquí, de este grupito de tres: Verdeliss, Koala y Miriam, el único que lo ha intentado ha sido Koala. Y le ha salido Verdeliss con que con ella no cuente para estrategias y Miriam con la, perdón, gilipollez, del «yo voto de corasón». Pues si queréis seguir los tres o espabilais o a la semana que viene no os salva ni Garó ni la madre que lo parió.

Y un añadido: Don Pepe Herrero ganó su Gran Hermano siendo solo de un grupo de 2 y sin que ninguna vez hicieran falta ni bolitas ni puertas ni esas cosas. Eso sí, las nominaciones eran en el confe y secretas, comme il faut.

5. Gracias Ángel Garó (y en parte a JJ).

A mí la verdad la posible nominación del trío minoritario me parecía interesante a nivel de ver entre los fans de Miriam a por quién irían, cómo se posicionarían los silenciosos fans de Verdeliss pero que están ahí y la verdad es que la semana hubiera sido muy tensa, además de ver correr ríos de tinta en twitter de «me bajo de la edición» y esos golpes de pecho que se dan cuando lo que pasa en el concurso no te gusta. Pero llegó Ángel Garó y salvó a Verdeliss y nominó a Darek. Magia. Hay que señalar que en ningún caso Jorge Javier le dijo a Garó que lo de hacer el intercambio era opcional sino que más bien le sugirió lo contrario. Vamos, que veo claro que puso de su parte y manipuló en este caso a favor del sentir de la audiencia. Solo lo señalo para que se lo tengáis en cuenta cuando sea al contrario y sabéis bien que JJ no es santo de mi devoción.

Y sí, se hizo la magia porque saltó a la palestra esa forma de vida llamada Darek. Que se salvara Verdeliss para mí es lo de menos. Lo de más es que los Darek de la vida representan para mí todo lo que no quiero ver en un concursante de Gran Hermano. Esos tipos que se borran, que no hacen nada, no entran en discusión, no muestran criterio propio, se pasan el día en el gimnasio, y un largo etcétea. Estos perfiles cuesta horrores que salgan nominados porque no tienen conflictos y ni sus compañeros se acuerdan de ellos. Darek había tenido ¡1 punto! en esta nominación, por 21 de Miriam. Imaginad la de semanas que hubiera estado ahí metido y sintetizándose Darek de no ser por nuestro, hoy más que nunca, querido Garó.

Así pues, toca hacer traslado. No es una nominación fácil, ojo. Para los de la conspiración, podéis dejar de leer. Para los que no, es una nominación que hay que votar porque Darek no tiene voto, ni a favor ni en contra. No hay que dejarse llevar por las encuestas, que pueden llegar a ser abrumadoras sino gastarse algo la pasta o en el caso legítimo de que no, pues no quejarse ni hablar de tongos ni de todos nuestros monstruos recurrentes de cada edición.

Esperemos que no haya sorpresas de última hora y que el camión venga a recoger puntualmente al bello mueble polaco.

0

Acerca de Maroto

Gran Jefe Calcetinero. Desde GH 14 en este cajón.
Ir a la barra de herramientas