, , ,

Los ángeles de Charlie

LOS-ANGELES-DE-CHARLIE-LOGO

Había una vez tres muchachitas que asistían a la academia de policía. Les asignaron misiones muy peligrosas pero yo las saqué de todo aquello y ahora trabajan para mí. Mi nombre es Charlie.

Así empezaba la mítica serie de televisión de los 80 que los más puretillas recordaréis y que fue también reemitida por T5 en los 90. Siempre estuve enamorado de Sabrina (Kate Jackson) que a priori era la menos agraciada, con lo buena que estaba Kelly (Jaclyn Smith)… Pero ya se sabe que el amor es ciego.

Sirva esta intro porque se me ha venido a la cabeza hablar de esto y no del debate del domingo al ver esta foto que subió  a su twitter:

Screenshot_100

Fue verla y pensé… ahí mis tres ángeles.

Sé que tenía que hacer una entrada sobre el debate del domingo pero después del día de ayer no quería ahondar en la negatividad a la que a veces nos aboca el programa, quería reivindicar a estas tres concursantes como la copa de un pino y de paso salir del cul-de-sac en el que nos hemos metido hablando de Suso y Aritz, Aritz y Suso.

Y no se trata tanto de defenderlas como mis favoritas -que no es que lo sean globalmente- sino en reivindicarlas como el eje central de la casa, el embudo por el que pasan casi todas las tramas y la trama misma que es en sí este estrambótico trío.

Tenemos por un lado a Niedziela, la concursante que más dudas me creaba al principio y más dudas me sigue creando ahora. Pero dudas respecto a su personalidad, no respecto a su valía como concursante. Desde que se deshizo de Vera -menos de lo que ella quisiera- por fin se puso a jugar. Empezó formando parte de ese grupo llamado de la biblioteca (no sé quién lo acuñó pero es horrible como mote) pero cuando eso se rompió se escindió rápidamente con Marta. Con ella ha rajado lo habido y por haber. Le han hecho trajes a todo el mundo -incluso a Sofía- pero han forjado una potente relación que creo que sí que popdríamos llamar de amistad y donde va una va la otra.

Nied tiene sobre sí la pesada carga de aguantar al tal Vera. Un tipo que quería rollo pero, ¡oh! ella no lo quería. Y desde entonces va dando pena por los rincones preguntando y preguntándose qué debería hacer para gustarle a la chica del circo. Pues simplemente ser otro, amigo…

A parte de esta trama, sobre Nied también recae la de su relación con Carolina y la mediación entre ellas de Marina, un tira-y-afloja contínuo que acostumbra a empezar entre ellas diciendo que está todo arreglado y a acabar volviendo a hacerse trajes entre ellas.

Luego tenemos a Marta, la loca canaria que siguiendo la estela de otras locas canarias se nos presenta a cara descubierta con todas sus incoherencias, lloros, rabietas y en general todo su caótico ser. Y digo loca con todo el cariño, que luego me llueven palos por twitter.

Insoportable las primeras semanas, tenía todos los números de superar el récord de Nagore a la que saliera nominada. Pero lo de Nagore es mucho récord y Marta empezó a hacérsenos soportable y hasta incluso empezamos a amarla un poquito. De ella tuvimos sus tremendas broncas con Raquel que llegaron a desquiciar a la candidata a la repesca y también a nosotros mismos. De lengua suelta, no, lo siguiente, fue el detonante de que se rompiera el grupo mayoritario ya que Ivy y Carolina la pusieron en su punto de mira pensando que ella había chivado a toda la casa ese fracasado plan secreto para nominar a Amanda, Han y Aritz.

Y solo se lo había chivado a media casa el angelico.

Mantiene también muy buena relación con Han, cosa que pone a menudo nervioso al del sombrero por el tema del piqui-piqui. Pero tanto Han como Marta están hechos, concebidos, para el piqui-piqui, les supera.

Marta es un ciclón y un follón en sí misma. De primeras o la odias mucho o la odias solo un poquito. Arrolla y agota, golpea y noquea, llega un punto que uno dice que no puede más.

Pero con el punto pillado y con el mute a mano se me ha hecho ya una concursante imprescindible en esa casa. Más que eso, un lujo. Una timbarrera que te la puede liar en cualquier momento en el 24 horas y que circula sin frenos.

Screenshot_101

Y me guardo para el final a Sofía, o MiSofi a la que sí, estoy adoptando como favorita a medida que pasan los días.

Es una concursante extraña. Arisca a más no poder en las primeras semanas, eterna cara de borde o de intentar planear un asesinato. Niñata de 19 años que a los dos días se pilla del tipo más garrulo de la casa. Y luego le monta un drama de niñata porque le hace ojitos a otra.

Pero aún así… Sofía tiene algo que (me) atrapa. Es sin duda la concursante que va más a cara descubierta de la casa. Le importa una mierda salir nominada, le importa una mierda decir lo que piensa, le importa una mierda comportarse como una niñata. Si te tiene que enviar a tomar por saco te manda, si te tiene que nominar a la cara, no se guarda nada y dice las mismas razones que hubiera dicho en el confe. Con sus 19 añitos lee el programa como nadie, tiene un poder de análisi brutal. Tanto es así, que ella con su pille por Suso sabe perfectamente que la perjudica y así lo manifesta ante el súper. Es su talón de Aquiles, ella lo asume y aún así no renuncia.

Ella ha vivido por supuesto la trama del triángulo Sofía-Suso-Raquel y si han metido al croissant con patas ha sido sin duda para que interactúe con ella, que lo ha hecho, aunque el croissant es, dejémoslo así, bastante limitado. También se lleva muy bien con Han. De hecho el chino podría considerarse la cuarta pata de este banco, aunque entonces y no serían Los ángeles de Charlie.

Screenshot_94

Y luego nos queda la trama entre los tres ángeles. De esa mesa, Sofía es la pata más débil. Nied parece que la aprecia pero le tiene una desconfianza creo que basada en las confesiones que le hizo Sofía respecto a sus relaciones con los hombres. Básicamente Niedzela desconfía de una compañera que le pueda quitar el novio. Eso provoca a veces conversaciones con Marta en las que Sofía no queda demasiado bien parada. Marta se apunta a un bombardeo pero mi impresión es que le tiene más aprecio a Sofía que Nied. Ellas dos se llevan mucho mejor entre ellas que con Sofía, a la que de vez en cuando la dejan un poco -o un mucho- vendida. Y Sofía, pues se deja querer. No le he oído una mala palabra hacia ninguna de las otras dos desde que son amigas aunque no puedo ver el 24 horas el 100% del tiempo.

No me extenderé mucho más, ya sabemos que esto es literatura efímera que dura lo que dura y que lo importante es el intercambio de ideas con respeto en los comentarios. Sencillamente quería reivindicar a este trío, que teniendo todas ellas múltiples defectos y comportamientos a menudo poco claros, son, a mi entender, el motor principal de la casa, mucho más que los dos tipos que todos conocemos y que llevan monopolizando no solo este blog sino también debates y resúmenes.

Esta noche no estaré que tengo un cumpleaños. Os dejo esta entrada para comentar, también, el Límite 24 horas.

[divider style=”solid” top=”20″ bottom=”20″]

Extra bonus:

Esta madrugada ha sido movidita. Han acabado llorando sucesivamente Sofía, Marina y Han. Como sea que casi todo lo más interesante ha pasado a partir de las 5 de la madrugada (cuando ya no hay minutado) os dejo aquí los vídeos de este tramo de madrugada que se lo ha currado grabándolos y subiéndolos @gh_seguidor a quien nunca estaremos suficientemente agradecidos por su trabajo.

Están por partes. Para no llenar la página os los dejo en desplegables.

[toggle title=”Vídeo 1″ state=”open”]

[/toggle]

[toggle title=”Vídeo 2″ state=”close”]

[/toggle]

[toggle title=”Vídeo 3″ state=”close”]

[/toggle]

[toggle title=”Vídeo 4″ state=”close”]

[/toggle]

[toggle title=”Vídeo 5″ state=”close”]

[/toggle]

[toggle title=”Vídeo 6″ state=”close”]

[/toggle]

[toggle title=”Vídeo 7″ state=”close”]

[/toggle]

[toggle title=”Vídeo 8″ state=”close”]

[/toggle]

323 comentarios

Comentarios desactivados.