screenshot-at-nov-04-04-46-46

Novena gala: del presunto tongo a la votación compulsiva

¡Hola calcetineros!

Esta noche hemos vivido una gala ciertamente extraña, que ya empezaba precedida por la polémica.

Todo empezaba al verse esta conversación en el 24 horas:

Según lo que decía Rodri, se había oído a través de las paredes de la casa que algún trabajador al otro lado afirmaba que el que se iba era Alain.

Eso abrió la caja de Pandora de los habituales  de la conspiración, y el hastag #TongoGH17 subió como la espuma en los trending topics,como ya subió en ediciones anteriores #Tongo GH16 o #TongoGH15. Como decía yo mismo en un tuit el hastag de #TongoGH es como ese pariente que viene a todas las comidas navideñas y que acude puntualmente a su cita.

No voy a ir mucho más allá en analizar lo del tongo. Al darnos los primeros porcentajes, efectivamente Alain era el que tenía el mayor porcentaje para salir, así que la información que presuntamente había comentado el trabajador detrás de las paredes era cierta.

Durante el transcurso del programa los porcentajes fueron variando y yo sinceramente creo que la puntilla a Pol se la dio la tía de Adara cuando dijo que quería a Pol fuera. Tras los primeros momentos de estupefacción y del “no votéis que es un tongo” vi tras lo de la tía de Pol un cierto movimiento de votos contra Pol.

Pero esto lo dejaremos en simple anécdota, que lo más divertido viene luego.

Y de hecho, si no hubieran pasado más cosas quizás me extendería en lo del tongo, pero entre que cada año estamos en las mismas y que tenemos bastante más tela que cortar, os dejo que deis rienda a vuestra imaginación en los comentarios.

Al final salió Pol con un 60% con lo que nos deshicimos finalmente de la entrañable pareja de “Los cuchufletos”. Un Pol que desde que había dejado de jugar a dos bandas había pasado de ser un ser ciertamente odioso y odiable concursante a ser un mueble a nivel Rodrizontal.

Emotiva fue la despedida con Adara, para qué negarlo. Esos lagrimones de Rimmel que cual pozo petrolífero expelía Adara eran señal inequívoca del dolor que la azafata sentía por la pérdida de su (h)amado.

screenshot-at-nov-04-04-46-46

Debo decir que para mí esas lágrimas son sinceras, lo que no implica que necesariamente sean de amor, sin hache. Creo que en el paquete de Adara, esa chica posesiva y celosa va incluído esto, esa sensación de que le han arrancado una pierna por un chaval con el que apenas se ha dado cuatro arrumacos y besos de sorbitol.

Son sus costumbres y hay que respetarlas.

Pasado el drama, teníamos también la repesca. Candelas fue la primera en abandonar el apartamento con lo que nos demostró la ridiculez de perderse la boda de su hermana por cuatro dias más de tele. Allá ella también, pero su paso por el apartamento fue mayormente lamentable.

Quedaban Pablo y Fer en apartamento y al final entró Fer, también presumiblemente por un escaso margen, pues la última votación que vi estaba en un 55-45.

A priori, la gala estaba saliendo de rechupete para Clara y sus aliados: expulsado Pol, repescado Fer. Craso error pensar eso. Como dice mi apreciado @LeonidasGH, cuanto peor te va dentro, mejor te va fuera y esta gala estaba desarrollándose como un auténtico win-win para Adara.

Por un lado se deshacía de Pol, un auténtico lastre que en esta semana que se había decantado definitivamente por “su bando” era un mero apósito que a parte de los besos de sorbitol y los diálogos de besugos no le aportaba absolutamente nada y por ende la separaba de Bárbara su auténtica aliada en esta edición. Por otro lado, que entrara Fer a quien más perjudicaba, al menos en lo anímico, era a Clara. Sabida era la posición firme de Fer de seguir con su novia y sabida es lo pillada que sigue Clara por Fer. Solo con estos mimbres ya era una temeridad por parte de la afición clarista de votar por la repesca de Fer. Si a eso le añadimos que Fer es Fer y del que conocemos su aptitud por meter mierda con fruición y tensar la cuerda entre los bandos, esto solo puede revertir en favor del bando contrario al que esté él.

Así de contenta estaba Clara de reencontrarse con Fer a las 6 de la madrugada
Así de contenta estaba Clara de reencontrarse con Fer a las 6 de la madrugada

 

Y aún nos quedaba el brochazo final: el todos nominados.

En esta edición en la que la parte contratante va dando una de cal y otra de arena; en la que por un lado les impone alegatos, decisiones respecto a la prueba o a la convivencia con castigo, lo que no hace más que tensar la casa y fomentar la discusión y por otro lado nos vende de vez en cuando que estos chavales tienen que ser ejemplo de algo y andar por el buen camino, esta semana nos tocaba una de reprimendas y ensalzamiento del buen comportamiento y, cágate lorito, de reivindicación del “espíritu de Gran Hermano“.

A mí estas idas y venidass y subsiguientes reprimendas me parecen altamente hipócritas lo que no quita, como le comentaba a una tuitera, que alguna de estas reprimendas me vayan bien para lo mío aunque no me parezcan justas.

Así pues, el castigo por portarse mal consistió en 3 decisiones:

  1. Cierre del Club durante una semana (bien para mí y ya lo podrían cerrar para siempre).
  2. Nominación colectiva (el castigo colectivo más evidente y que sin duda agitó el programa).
  3. Barra libre de comida para que no haya discusiones por ella a cambio de que todo el mundo haga aparecer la comida que tenía escondida (no le veo mucho castigo a la medida pero fue curioso ver cómo quedaban retratados todos aquellos que aparentaban ser seres de luz y que tenían comida oculta).

screenshot-at-nov-04-04-34-44

Llegados a esta nominación conjunta, la ventaja es que podemos expulsar a cualquiera y la desventaja es que los fandoms toman el mando y poco se puede hacer contra ellos. Al saber que estaban todos nominados, abrí la encuesta y en seguida se vio que la lucha entre diez se iba a reducir a una lucha entre dos: Bárbara o Clara.

Para mí, un auténtico error, una de las muestras más hirientes de que cuando podemos elegir entre ser espectador-guionista o espectador-justiciero, nos tira irremediablemente el justiciero. Clara y Bárbara son las dos antagonistas de la edición e indudablemente las lideresas de sus respectivos equipos. Dos titanes que en cualquier relato –y seguro que Tomás Blanco me daría la razón en esto– llegarían a la escena final con una lucha de espadas a muerte. Aquí nos vamos a cargar sin remedio a una tenienndo a ejemplares como Noelia (sí, esa Pantoja de Guadalix con voz de pitufo) que no aportan absolutamente nada por no hablar de otros elementos que viven su concurso en horizontal.

Y lo gracioso de todo fue el de ver cómo todos aquellos –o muchos de ellos, seamos más justos– que justo antes y durante toda la primera parte de la gala gritaban tongo, no votéis, hacen lo que les da la gana, etc., pues de golpe y porrazo se pusieron a votar compulsivamente por básicamente una de estas dos aspirantes. De un plumazo se borró la indignación y ya empezaron los retos, las batallas y en breve se esperan sorteos de jamones.

¿No es fantástico nuestro programa favorito?

En resumen y para ir acabando esta deslavazada -para variar- crónica post-gala. La gala fue interesante, fue entretenida pero puede ser si no se le pone remedio el tiro de gracia de esta ya fallida edición.

Acerca de Maroto

Imagen de perfil de Maroto
Gran Jefe Calcetinero. Desde GH 14 en este cajón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

82 comentarios

  1. Imagen de perfil de YANOESTOY

    Me cawen la leche!!!

    os dejo dos dias solos y ya habeis echao a Barbi??

    NOE COMO LO HAS PERMITIDO???

    • Imagen de perfil de Noe174

      Eran demasiados y me pillaron el WC

      • Imagen de perfil de YANOESTOY

        que leo que Alain está sacando la patita no???

        NO ES PORQUE NO OS AVISË!!! ese es un buitre de cojones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir la barra de herramientas